5 motivos por los que podría vivir en Georgetown

¡Qué bonica es Georgetown! “La perla de oriente” la llamaban y expresa realmente lo que es, una auténtica joya en el corazón del sureste asiático. Y estos son los motivos por los que fácilmente, podría vivir aquí:

1. MULTICULTURALIDAD

Cuando la gente me pregunta de dónde soy y les digo “Barcelona” la mayoría se sorprenden muchísimo y en seguida dicen “Oooooh, so niceeeee, so faaaaaar”. Sobre todo si son asiáticos. Les encanta… Y yo siempre les digo: “Yeaaa… good weather, good food, multicultural city… sounds nice, right?”. Jajajaja. Yo y mis frases superficiales. Ahora, tras visitar Malasia, me rio de mí misma cuando pienso en cómo creía que Barcelona era multicutltural. Barcelona no es multicultural. Georgetown es multicultural. Malasia es multicultural. Y deberíamos aprender de ellos. Me avergüenza un poco cuando Europa se pone de ejemplo ante el mundo, de lo sociales, inteligentes, educados y progres que somos. De verdad. Me rio. En Georgetown (Penang) y en general en Malasia conviven malayos, chinos, indios y muchas otras etnias menores. Todos en armonía, con sus propias religiones y sin matarse/odiarse entre ellos. Es verdad que en 1969 hubo conflictos étnicos pero de aquello se aprendió y hoy es una sociedad totalmente tolerante y creedme, es increíble pasear por Georgetown y en una misma calle toparte con un templo chino, uno hindú, una mezquita y una iglesia católica. Es aluncinante. ¡EN UNA MISMA CALLE! No puedo más que aplaudirles. Porque las diferencias culturales solo deberían significar más “riqueza” para todos. Y porque deberíamos respetar y no mirarnos al ombligo pensando que nosotros somos los mejores y los otros, unos locos.

georgetown

Templo musulmán.

georgetown1

Templo sikh.

georgetown7

Iglesia católica.

georgetown17

Templo chino.

 

 

2. BENDITA COMIDA

Dicen que Georgetown es la capital culinaria de Malasia y precisamente gracias a la multiculturalidad que convive en la ciudad vais a encontrar multitud de sabores y opciones diferentes. Aquello es un paraíso. O un infierno. ¡No puedes parar de comer y probar cosas! Ya expliqué aquí mi historia de amor con Kapitan pero no sólo de cocina india vive la ciudad. También hay multitud de restaurantes chinos de los de verdad, malayos o de cualquier parte de Asia. Y también “western food” ¡claro! había unas cafeterías con unos pasteles espectaculares… ¡ÑAM!. Y todo a precios de risa. Como pasa en toda Asia la ciudad ofrece muchísimas más posibilidades por la noche cuando, de la nada, aparecen miles de puestecillos ofreciendo todo tipo de comida a precios aún más irrisorios que en los restaurantes. ¡Mejor ir con el estómago vacío y con unos kilos de menos!

kebabkapitan

Una de mis comidas en Kapitan.

comida3

Pastel de queso alemán en el Passion Heart Café. ¡Tenéis que ir a probar alguno de sus bizcochos!

georgetown3

Puestecillos de comida que empiezan a brotar al atardecer.

comida1comida2

 

3. ARQUITECTURA Y ARTE

Georgetown fue nombrada Patrimonio de la humanidad por la UNESCO por dos motivos, su multiculturalidad y sus “tesoros” arquitectónicos. En la ciudad se puede apreciar gran variedad de arquitectura, desde la colonial hasta la religiosa, con templos hinduistas, musulmanes la mezquita de Kapitan Keling, por ejemplo o chinos —como el imponente Khoo Kongsi, entre otros. También hay varias mansiones en la ciudad realmente preciosas, la mansión Peranakan o la mansión azul o Cheong Fatt Tze. Ambas de grandes familias chinas que consiguieron hacer fortuna en Penang empezando de la nada. El arte urbano también está presente en Georgetown desde que el artista lituano Ernest Zacharevi pintara diversos murales en el casco antiguo de la ciudad en 2012. Desde entonces muchos más han surgido de manera espontánea y se pueden hacer rutas centradas solamente en su caza y captura.

georgetown6

georgetown15 georgetown13 georgetown12 georgetown18 georgetown16 georgetown11 georgetown10 georgetown9 georgetown2georgetown5

 

4. COZY-COZY.

En Georgetown puedes disfrutar del batiburrillo asiático aunque no tan caótico como en otras ciudades pero también de tiendas, restaurantes y cafeterías realmente monas a la altura de cualquier ciudad europea. Y eso mola. Muchos días mi rutina era visita “cultural” por la mañana, comida en Kapitan y luego cafetería mona a comerme un pastelico o un beber un té el día que podía evitar la tentación. ¿A que suena bien?

georgetown14 georgetown8 georgetown4
mensaje

 

5. Y MÁS COSITAS…

  • Penang: Georgetown está ubicado en la isla de Penang y, esta, ofrece variedad de actividades. A mí me gustó tanto la ciudad que no salí de allí en 5 días y medio que estuve pero podéis hacer muchas cositas. Desde ir a la playa hasta visitar un parque nacional o el templo budista más grande de Asia. Opciones no os van a faltar.
  • “Morning!”: puede parecer una tontería pero cuando sales a la calle por la mañana en Georgetown la gente te sonríe y te dice “buenos días”. Eso no pasa en Barcelona, sólo si vas a desayunar somewhere y puede que ni eso. Mola.
  • Cheap, cheap, cheap: Georgetown es más caro que otras partes del suréste asiático pero de todas maneras, sigue siendo barato para los estándares europeos.
  • “¿Turistas? ¿Dónde?”: no sé si es porque no estábamos en temporada alta (nuestra temporada alta) pero apenas había turistas en Georgetown. Occidentales poquísimos, asiáticos algo más… pero desde luego, para ser una de las ciudades más importantes de Malasia, no había ni cristo.
  • Música: del interior de muchos locales de Georgetown saldrá música tan variada como para transportaros a la India, al más pleno estilo Bollywood; recordaros una mítica canción de Bob Dylan o vuestra época teenager con los BackStreet Boys. Sí, así es Georgetown.

 

AnaMGuiot

Me llamo Ana María Guiot. Tengo 30 años, suelen echarme 25 y, por mi forma de ser podría tener 20. Me gustan muchas cosas: el cine, instagramear todo lo que es bonico, leer, la música indie, las gafas de pasta, viajar, escribir y reírme. Reírme mucho.